La asociación ‘Vida y Alma’ de Gavà y el espiritismo como ayuda psicológica

 

En uno de mis rutinarios, monótonos, y por lo general aburridos paseos con mi perro por la ciudad de Gavà, encontré un cartel con el título y subtítulo: VIDA Y ALMA – ENCUENTRO ESPIRITUAL. No es raro que encuentre publicidad de ese estilo por la calle, y normalmente les presto atención porque no deja de asombrarme la cantidad de rollos ‘New Age’ que uno puede llegar a encontrarse si presta atención. Por lo menos, consiguen hacer que el paseo sea menos aburrido, incluso a veces, por lo extravagante, me hacen gracia. En cambio éste último no me resultó tan gracioso, y seguro que el lector adivinará el porqué después de leerlo (la negrita es mía):

 

VIDA Y ALMA

CONTACTO ESPIRITUAL
Sesión Especial

Contactar con los seres queridos de los asistentes que deseen dicha experiencia. El contacto con los espíritus (familiares desencarnados que viven en otras dimensiones) es conocido por los humanos desde siempre. Muchísimas personas han podido despedirse de otra forma y volver a sentir la esencia del familiar o amigo. Tras la experiencia es más fácil entender, asimilar nuestro propio dolor y sufrimiento para centrarnos en el amor hacia el ser querido, uno mismo y la propia vida.
Tendrás la opción de reencontrarte, una vez más, con tu ser querido.

 

La asociación Vida y alma tiene como misión la ayuda a padres y madres en duelo. No me imagino lo que debe suponer para unos padres el sobrevivir a un hijo. Una pérdida así seguro que marca a una persona de por vida y nunca se supera del todo. Estoy convencido que, desde la psicología, existen formas de sobrellevar una desgracia como esa de la mejor manera posible, aunque seguro que no existe una manera de hacerlo que no implique sufrimiento, como es natural. De todas formas, si esto me sucediera a mí, esperemos que no, convendría en que la ayuda de un profesional es una buena idea. Nadie te enseña a afrontar ciertas cosas cuando se te presentan repentinamente, y confiaría en que un psicólogo sabría cómo hacer que un trauma así no se convirtiera en algo peor.

Informándome un poco sobre las asociaciones de apoyo para personas en duelo, me he dado cuenta que predominan, como es de esperar, la formación profesional en psicología o sociología entre los responsables. Todos los grupos de apoyo incluidos en la Sociedad Española e Internacional de Tanatología (SEIT) parecen cumplir con la filosofía que puede leerse en la propia web de la sociedad (la negrita es mía):

 

[…] participamos de la opinión de educar para la vida y la muerte a niños y niñas, adolescentes y adultos para que partiendo del conocimiento personal, cultural, social y a la luz de la ciencia podamos todos no solo vivir sino también morir con dignidad. […]

La S.E.I.T. tendrá por objeto fomentar y defender dentro de su ámbito de actuación todo lo relacionado con la Tanatología en aspectos deontológicos, ético-sociales, cuidados a los pacientes en situación terminal, sus familias y la comunidad, así como su dignidad y prestigio técnico-cultural, científico y de investigación. 

[S.E.I.T.]

 

La SEIT parece estar de acuerdo conmigo en que lo más adecuado para afrontar una pérdida es la actuación profesional por parte de un psicólogo, ya que valoran sobre todo defender su prestigio científico y de investigación. Como es lógico, la asociación Vida y alma (la responsable del anuncio ‘espiritista’), no está incluida en el listado de la SEIT[*]. El contacto con espíritus y las otras dimensiones no parecen muy acordes con la filosofía de aportar la ayuda “a la luz de la ciencia”. Tampoco parece que los responsables de este cartel sean psicólogos, o en caso de serlo, está claro que el método de ayuda poco tiene que ver con la psicología clínica, a no ser que se enseñe a contactar con los muertos en las facultades. La asociación Vida y alma, en cambio, tiene como misión la ayuda a padres y madres en duelo (lo que más que elogiable) pero con métodos dudosos y para nada científicos, está claro.

 

¿Qué es Vida y Alma?

Aunque no sería necesaria más investigación para darnos cuenta de lo poco profesional de la asociación (basta con ver el anuncio), he indagado un poco más para ver quienes están detrás y qué los acredita como una buena ayuda para padres y madres en duelo. La asociación Vida y Alma de Gavà comenzó hará poco más de un año, para servir de grupo de apoyo a padres y madres que hubieran perdido a un hijo o una hija. En el momento de la inauguración se hicieron eco de la noticia varios medios locales, como la televisión de Gavà, el periódico El Llobregat, o Radio Gavà. En todas las noticias se deja bien reflejada la misión de unir a padres que hayan pasado por esa experiencia, y servirles de apoyo. No parece haber nada que objetar, salvo que no se revelan ni los métodos de trabajo (solo que “cada uno puede decir lo que quiera”) ni las preparaciones profesionales de los dos únicos responsables que parecen haber, a saber la presidenta Carmen Salazar y el colaborador Francisco Martínez.

Y no se revelan esas credenciales porque no existen, al menos en nada relacionado con lo que podría ayudar a padres en duelo desde el punto de vista de la psicología. Por eso en todas las noticias anteriores solo parecen ser una asociación de apoyo, sin mayores pretensiones ni filosofías metafísicas o trascendentales. Y por supuesto con ninguna pretensión de contactar con los muertos. Lo que no aparece en esos medios es que la única formación de los responsable es la de maestro Reiki y, en el caso de Francisco, Hipnólogo “en sanación”. Ninguno de los dos tiene formación como para orientar a otros de una forma profesional. Y asumo de nuevo, como lo hace la SEIT y me he preocupado por insistir desde el comienzo, que no existe otro punto de vista más fiable que el de la psicología para orientar a una persona en un proceso de duelo.

La asociación debe su origen a que Carmen es una madre que perdió a un hijo, lo que lamento sinceramente. Decidieron formar la asociación cuando pensaron que podrían ayudar a otras personas que hubieran pasado por la misma situación, lo que les honra por supuesto. Pero podrían haberse cuestionado si la ayuda que ellos pueden ofrecer (el Reiki o la hipnosis, supongo, al carecer de más detalles) es equiparable a la de un profesional. Ellos deben pensar que así es. Yo espero que la mayoría de la gente prefiera la ayuda profesional.

 

¿Por qué escribir esto?

De todos modos se puede pensar en esta situación en términos de “libre mercado”: existe una sana “competencia” entre distintas asociaciones, de modo que es el “consumidor” el que elige libremente a cual desea ir. Si alguien desea ser ayudado por personas sin preparación en psicología del duelo, es libre de hacerlo. Entonces, ¿cuál es mi problema? Pues básicamente tengo dos:

  • El primero es que no se publicitan como algo alternativo o no profesional. En todas las notas de prensa o la página web afirman que ayudan psicológicamente a las personas. Si eso es falso, o sus métodos no están basados en la evidencia, o lo que es lo mismo, si no son científicos, entonces deberían aconsejar la visita a un psicólogo. Es lo mismo que sucede con los practicantes de una medicina alternativa que recomiendan primero consultar al médico profesional antes de tomar el producto o el tratamiento alternativo (eso los que tienen escrúpulos, que no todos). Como grupo de apoyo entre víctimas es totalmente legítimo, siempre y cuando las ideas más propias de una religión, como el Reiki, estén al margen de un posible tratamiento, si es que es esa la intención.
  • El segundo problema es el uso del espiritismo como cebo. Ni las mejores intenciones pueden justificar que se engañe a unos padres sugiriéndoles que pueden (palabras textuales del anuncio) volver a reencontrarse con su hijo fallecido. Eso es lo que yo llamo pasarse de la raya. Es retorcido y lamentable prometer algo como eso, y el simple hecho de proponerlo, seguramente para llamar la atención y conseguir más participantes, desacredita por completo la intención de la asociación de ayudar a las personas de una forma seria. Prometer algo así es totalmente inmoral, y si no fuese porque es gratuito, también sería del todo denunciable.

 

El reto de la psicología

Vivimos en una sociedad que valora positivamente la ciencia en muchas de sus ramas, pero que en el caso la psicología aún sigue “contaminándose” por ideas mágicas más propias de otros tiempos. Tiempos en los que, por ejemplo, no se conocía el origen de muchas enfermedades, o nuestra posición en el Universo, o de qué está formada la materia que nos rodea. Ya no pensamos en esas cuestiones de otras ciencia en términos mágicos (o no tendríamos por qué hacerlo, porque ahora disponemos de respuestas naturales). Se puede decir que esas ciencias han desmitificado casi por completo sus objetos de estudio (ya nadie piensa que los truenos los produzca el dios Thor, ¿verdad?).

Los problemas que estudia la psicología no son distintos a los de cualquier otra ciencia, pero popularmente aún persisten las energías extrañas e indetectables de la medicina tradicional china, o la idea de alma que se ha incrustado en la cultura desde la religión de una forma insalvable. Espero que en un futuro los temas que atañen a la psicología se desmitifiquen como con otras ciencias, y que acabe sonando tan ridículo que un problema psicológico se trate con Reiki, hipnosis o espiritismo, como suena ridículo que la lluvia la produzca Thor, o Zeus, o la invocación de un chamán.

 

 


[*] Del listado de asociaciones que aparecen en la web de la SEIT, existe una muy extendida en Andalucía: Asociación ALMA Y VIDA, especialmente indicada para madres y padres en duelo. Como se ve, el nombre de esta asociación es sospechosamente parecido al del grupo de Gavà, pero al revés (Alma y vida en lugar de Vida y alma). Además los dos se dedican justamente a lo mismo: a la ayuda de padres y madres en su duelo por la muerte de un hijo. Por eso al principio, mientras me documentaba para escribir esta entrada, pensé que la asociación de Gavà estaba vinculada con esta otra de Andalucía. Los parecidos entre las dos son llamativos considerando que las asociaciones de duelo pueden ser genéricas o estar especializadas en un tipo de pérdida particular (víctimas del cáncer, suicidios, o como en este caso, pérdidas de hijos). Tras consultarlo me han confirmado que no existe ningún vínculo entre las dos asociaciones, así que no me queda más remedio que asumir el parecido de los nombres y la especialidad del duelo como una coincidencia.

 

Enlaces y referencias:

 

3 comentarios

  1. Información Bitacoras.com

    Valora en Bitacoras.com:   En uno de mis rutinarios, monótonos, y por lo general aburridos paseos con mi perro por la ciudad de Gavà, encontré un cartel con el título y subtítulo: VIDA Y ALMA – ENCUENTRO ESPIRITUAL. No es raro que encuentre publicida..…

  2. Deberian ir presos sin mas por estafadores y criminales .

  3. […] – La asociación ‘Vida y Alma’ de Gavà y el espiritismo como ayuda psicológica  […]

¿Qué te parece?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: